martes, 25 de julio de 2017

Protección legal de la industria de la moda





El término “economía creativa” se refiere a la amplia contribución de las industrias creativas a la vida económica y social. La industria de la moda se incluye dentro de ellas, por lo que su reconocimiento e importancia como parte de estas industrias cada vez es mayor, entendiéndose ésta como una forma de expresión cultural y  una fuente de generación de empleo y riqueza.

La protección de la moda en base a los derechos de autor deviene por tanto esencial con el fin de garantizar con carácter general el buen funcionamiento de la economía no sólo española sino mundial. Por ello es necesario la protección de creaciones y diseños del mismo modo que ocurre con otros artistas, una protección que está especialmente dirigida a combatir las falsificaciones, imitaciones y copias, protegiendo esos diseños y creaciones equiparándolas a obras  de arte.


Con carácter general el Convenio de Berna protege toda obra original mediante la protección de las Obras Literarias y Artísticas, y se reconoce a los distintos países  cierta flexibilidad a la hora de determinar la manera de proteger obras de arte aplicado como es el caso de la moda 
En España como en la majoria de los paises europeos, las falsificaciones o utilizaciones de marca están consideradas como delito y son juzgados por la vía penal. Por el contario, las copias son tratados desde un punto de vista civil. Un ejemplo de ello son los casos de Gucci contra Guess y de Louboutin contra Saint Laurent ( por utilizar suela roja) que han siguen procedimientos civiles administrativos.





La legislación española protege las creaciones de los diseñadores y las firmas principalmente a través de  la ley de propiedad intelectual, que es la más estricta y rigurosa. La ley del diseño se centra más en la  protección de la estética de un producto que en la misma idea del producto. Por ese motivo es importante  que se registren los diseños de moda o de la una colección, para de este modo tener mayor protección frente a posibles copias.
Otra ley a tener en cuenta es la  ley de competencia desleal, aunque limitada a casos y situaciones concretas.
En definitiva, la protección de los diseños y creaciones no solo es esencial para las grandes firmas, también lo es para  los pequeños diseñadores, a quienes las copias o imitaciones pueden afectar muy seriamente conllevando pérdidas económicas importantes. 

 

 ¡Protege siempre tus diseños y creaciones!

Imágenes: itfashion, dolce&gabbana, dreamstime



Otros artículos relacionados que también te pueden interesar:






No hay comentarios:

Publicar un comentario